dimecres, 18 de març de 2015

las rimas solitarias vol.4







Fue como un secreto 
estallando en el vidrio,
del que quedó un rastro, 
un poso,
un reguero de hormigas 
en mudo reposo.

Se veía el mar
tras la ventana,
palacios vetustos
coronados de plástico,
allá un trozo de verde,
acá una pirámide invertida,
cuyos estratos entonaban
un canto a la vida;
vida bullendo
al otro lado  del cristal,
vida pura, vida esquiva, 
vida escalonada,
que no era mía...

...y cuando el cielo se tapaba
con su oscura manta
yo le imitaba,
y era agradable abrazar 
la fatiga...

...es fácil dormirse, 
hundirse en las sábanas,
cuando la noche gobierna
y en las horas no hay nada.







Registrado en Safe Creatives, número de código 1412042681472.
Todos los derechos del texto reservados.


4 comentaris:

  1. Que quieres que te diga, amigo: Encuentro ciertas pinceladas líricas disueltas en tu SILVA, eso ya dice algo, pero realmente en esta línea que no es la mía, porque si alguna vez decido hacer algo similar, me parece estar cometiendo algún delito, por tomarme tanta libertad (esto es lo que yo pienso para mí y como no me llena, no lo hago), pero allá cada cual con sigo mismo. Un amistoso abra. Manuel, DESDE LA MANCHA DEL QUIJOTE, Ciudad Real (ESPAÑA).

    ResponElimina
    Respostes
    1. cada uno hace lo q buenamente puede. saludos

      Elimina
  2. Muy bonito Alex, me gustan las metáforas que has usado.
    Abrazos.

    ResponElimina